Tímpano perforado

Tímpano perforado: cómo tratar y curar la dolencia

El tímpano perforado generalmente es consecuencia de otitis agudas, de efusiones crónicas (mocos en los oídos) o también puede ser traumática (a causa de un golpe). Pero, ¿cómo se manifiesta?

Generalmente por supuración de oído con los resfríos o entrada de agua. Algunas de las situaciones que pueden afectar al tímpano son:

  • Infecciones, principalmente en niños por pus o ingreso de líquidos.
  • Presión auditiva
  • Ruidos fuertes y repentinos.
  • Golpes leves o fuertes
  • Ingreso de cuerpos extraños como insectos

¿Cómo reconocemos que estamos ante una perforación del tímpano?

Una ruptura o perforación del tímpano suele presentar los siguientes síntomas:

  • Mayor secreción
  • Un constante zumbido en el oído
  • Dolor leve o punzante
  • Disminución de la capacidad auditiva
  • Sensación de vértigo

Ante cualquiera de estos síntomas es importante consultar con un especialista otorrinolaringólogo para llegar a un diagnóstico certero respecto a la afección y su origen.

Los casos más leves de ruptura del tímpano presentan una curación que tarda aproximadamente dos meses, tiempo en el cual es recomendable:

  • Mantener el oído siempre limpio y seco
  • Evitar actividades que puedan generar presión en el órgano como nadar, bucear, subir montañas, etc.
  • Acudir a un profesional para que certifique la correcta sanación

Si la ruptura se produjo a partir de una infección, el médico especialista podrá prescribir el uso de antibióticos para tratar la causante.

Por otra parte, en caso de una perforación mas amplia del timpano, se deberá proceder a intervenciones como:

  • Miringoplastia: Consiste en emparchar el tímpano con tejido del propio organismo de la persona. Este método se realiza bajo anestesia y puede durar entre 30 minutos y una hora.

Si creés que podrías tener un tímpano perforado no dudes en consultar a un otorrinolaringólogo con la mayor celeridad posible para certificar tu diagnóstico y evitar posibles daños mayores a tu sistema auditivo.

Dejá un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Campos obligatorios *

Buscar

+